Un glamping inspirado en el espacio llegó a la Antártida

Es de la compañía White Desert. Es un campamento ecológico ubicado en un territorio de pingüinos emperadores, en medio de la inmensidad del hielo.

 

La nueva propuesta de White Desert es una de las opciones más exclusivas.

Marte en la tierra

La empresa tiene diferentes experiencias de lujo en la Antártida, pero el más llamativo es Echo, el glamping inspirado en los astronautas y el espacio exterior, “es lo más cerca que puedes llegar a sentir que estás fuera del planeta sin salir de la Tierra” se promociona. La estadía transcurre adentro de Sky Pods, unas cabinas estilo burbuja que imitan a las estaciones espaciales y que tienen ventanas del piso al techo.

Además de Echo se cuenta el campamento Colmillo de Lobo, que evoca la era pasada de los exploradores del continente blanco, dejando de lado el ambiente de ciencia ficción, las habitaciones están amobladas con estilo vintage y acogedor. Whichaway, el tercer glamping, se encuentra a orillas de un lago de agua dulce. Las habitaciones están inspiradas en las cápsulas polares y tienen espacios comunes como biblioteca, comedor y salón.

Las estadías se complementan con visitas a colonias de pingüinos emperadores, esquí, excursiones en el hielo y comidas personalizadas preparadas por chefs. Todos los campamentos de están diseñados de forma tal que pueden ser desmantelados, sin dejar rastro en el paisaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *